martes, 28 de agosto de 2012


MÍA… ¡Buen teatro para niños y otros no tanto!

"MÍA" Obra teatral en la Muestra Estatal de Teatro
San Luis Potosí S.L.P.  a 27 de Agosto de 2012

8ª. Entrega de apreciaciones y puntos de reflexión en el diario acontecer de la Muestra Estatal de Teatro en esta capital Potosina. Fue el turno de la compañía Madriga Escénica, con la puesta en escena de la obra teatral titulada “MÍA” de Amaranta Leyva,  bajo la dirección de Lisandro Cisneros, y la Producción General de Blanca Cervantes.

“MÍA” es en su conjunto una obra teatral que perfila la propuesta dramática de un teatro que aunque parece ser hecho para niños… sin dudas es también un teatro que involucra directamente a los adultos. La temática o premisa de la obra centra su accionar en un grave problema de alcoholismo,  que se vive en la cotidianidad de numerosas familias, no solo mexicanas, de allí el acierto de la autora por reflejar en escena un tema muy universal.

"MÍa" Obra teatral, diseño escenográfico.
La historia nos cuenta del miedo/trauma permanente que desde su corta edad, vive a diario “MÍA” personaje interpretado por Elizabeth Herrera, quien pese a la característica física, logra credibilidad, ritmo y hasta cierta ternura. Ella es  una pequeña que vive el día a día tratando de protegerse y proteger su mundo de las constantes discusiones y agresiones producto de las peleas diarias entre su padre alcohólico y una madre que a simple apreciación nos parece sumisa y abnegada… Ambos personajes, nunca aparecen en escena, pero las pautas y los diálogos en off y algunos ruidos incidentales, cumplen el propósito de ambientar la circunstancia en las que se desarrolla la acción.  El diseño escenográfico compuesto por dos estructuras, tridimensionales, que hacen las veces una puerta de acceso y una pared con ventana, además la escalera y una mesa, complementan adecuadamente el uso del espacio escénico.  

"Sinforoso" personaje en la obra teatral "MÍA"
Es en este entorno, triste y oscuro, donde “MÍA” encuentra un poco de alegría escondida en una especie de sótano o cuarto de trebejos,  al compartir con “Sinforoso” un muñeco de trapo y compañero de juegos desde su más tierna infancia. El personaje de “Sinforoso” es encarnado acertadamente por  Diego Zapata Esquivel, que en cada función va logrando una mejor caracterización en el uso de la gestual de la máscara y el vestuario… y aclaro desde mi particular percepción no es un títere ni una botarga, sino un vestuario a base de unas largas y desproporcionadas manos y piernas que el actor logra mover con gracia y coordinación para hacer un personaje protagónico en la obra teatral.

Solo pudiéramos acotar unos ligeros momentos en la acción dramática donde el trazo escénico del director es notorio, debido  a que los actores atienden más a la marca qué a la reacción física natural… fuera de allí la obra se nota cada vez más afianzada y el espacio escénico del Centro de Difusión Cultural, apoyado por un sencillo diseño de iluminación que cumple muy bien el objetivo de dejarnos ver todo cuanto ocurre.
"MÍA" Madriga Escénica Compañía Teatral
“Mia” le apuesta a recrear el drama de esta niña, pero también a decirnos a los adultos que el mundo de los niños no es ni siquiera lo que pensamos… el juego escénico/imaginario  de la niña con su muñeco, fiel compañero y cómplice de sus desventuras, logra perfectamente que nos demos cuenta de esto y con buen ritmo y tono en las actuaciones de ambos personajes, nos coloca a los adultos en el centro mismo de la tormenta. La risa es otro elemento característico y se logra por medio de algunas acciones bien planeadas y ejecutadas que no se sienten forzadas. Y es allí donde la cualidad de la actuación adquiere ese compromiso con el arte.

"MÍA"... Buen Teatro Para Niños y otros no tanto
Un muy  buen trabajo esta compañía teatral ,  que nos deja con esa sensación de saber y entender, qué no es el mensaje moralista el que pondera el buen teatro para niños o adultos, sino el compromiso del teatro por llevar a través del arte una propuesta reflexiva y crítica que es fácil de comprender sí hacemos a un lado los estereotipos, y los clichés tan de moda por ciertas compañías de teatro infantil y de adultos  que siguen recreando con gran éxito comercial la idea de que al niño se le deben ofrecer productos pseudo artísticos apoyados en las botargas, el marketing televisivo y sobre toda la escasa o nula capacidad de reflexión.

Nos leemos mañana.

Antonio Trejo   ®
Dramaturgo y periodista cultural



No hay comentarios: